De mayordomo del poder a prócer ciudadano de Puebla

Por Alejandro Mondragón

 

En 1995, ciudadanos ligados al sector empresarial conformó un grupo denominado el Foro Cívico, espacio de participación ciudadana.

 

Su origen estuvo en la necesidad de sumar organizaciones no gubernamentales para denunciar la incapacidad de las autoridades ante la inseguridad reflejada en la ola de secuestros.

 

En el hotel de El Portal, en el zócalo, propiedad de Alfredo Sandoval, se reunían bajo la coordinación de personajes como Antonio Sánchez Díaz de Rivera, Jorge Espina, Francisco Emmelhainz, Gabriel Hinojosa, José Manuel Pérez Vega, Guillermo Hidalgo, Luis García Teruel y Gerardo Navarro, entre otros.

 

El rector de la Universidad de las Américas era Enrique Cárdenas Sánchez, cuya presencia en ese Foro fue nula. Otras instituciones como la Upaep, Ibero e incluso la BUAP se integraron contra la ola delictiva.

 

Había una razón para que la UDLA de Enrique Cárdenas estuviera al margen de esa expresión cívica de vertebración social.

 

Empezaban los problemas legales entre los nietos de Jenkins y las hijas de Espinosa Yglesias. El entonces gobernador Manuel Bartlett respaldó a Doña Ángeles Espinosa y con ello la UDLA de Enrique Cárdenas se sometió al poder.

 

El Foro Cívico siempre puso tras las cuerdas al bartlismo con marchas y una intensa campaña nacional de descrédito. Cárdenas, callaba.

 

Luego, del Foro Cívico salió la primera candidatura ciudadana que el PAN asumió como suya para la alcaldía de Puebla.

 

Era desafiar a Bartlett, quien usó todo el poder para aplastar al PAN, pero pasó a la historia como el primer gobernador priista en perder la presidencia municipal de Puebla y el control del Congreso del Estado.

 

Enrique Cárdenas, ni se inmutaba. Sometido al gobierno en turno.

 

Ahora, 22 años después, parte de esa expresión ciudadana que se forjó a punta de madrazos ante la cobardía y componendas de algunos personajes, se suma en un movimiento a favor del ciudadano Cárdenas.

 

El mismo Hinojosa que reclamaba a instituciones como la UDLA no sumarse al cambio, ahora hace el demócrata del año a Cárdenas, el mismo que años atrás se comportó como Mayordomo del Poder.

 

No cabe duda que recordar es vivir.

 

 

About The Author

Related posts