Diputado no ve móvil político en asesinato de alcalde de Huitzilan

Por Shanik David

 

Para el diputado Francisco Jiménez Huerta, el asesinato de Manuel Hernández Pasión, presidente municipal de Huitzilan de Serdán, no se debió a alguna cuestión política sino que es efecto de la inseguridad y violencia generalizada que se vive en el estado.

 

“Si fuera político habría más gente afectada, porque así como le puede tocar a un presidente municipal puede ser un chófer de microbús, es algo que nos afecta a todos” explicó el diputado integrante de la Comisión de Seguridad Pública, al señalar que además no considera que esto tenga que ver con la actividad que tenía el ahora difunto alcalde al interior de la organización Antorcha Campesina.

 

Destacó que hay un abandono generalizado en todo el territorio poblano en materia de seguridad, lo cual se refleja en el aumento en los asesinatos en contra de mujeres, robo a casa habitación y otros delitos del fuero común, por lo que exigió que las autoridades estatales atiendan esta situación a la brevedad.

 

Sin embargo, el militante del Partido Revolucionario Institucional (PRI) se posicionó en contra de que el gobierno contrate seguridad especial para los presidentes municipales, pues esta debería correr a cargo de cada edil, y que más bien lo que tiene que reforzarse es la estrategia de prevención de la delincuencia para beneficio de toda la población.

 

Ante este escenario exigió que la Fiscalía General del Estado (FGE) llegue al fondo de la investigación, pues hasta el momento no se ha dado a conocer alguna línea de investigación al respecto, aunque reconoció que el proceso podría ser complicado.

 

Sin querer señalar si Víctor Carrancá Bourget se ha visto rebasado por la inseguridad, apuntó que hay una falta de personal preocupante al interior de la FGE, lo cual ocasiona “un cuello de botella” en las investigaciones que se tienen abiertas.

 

Esto se ha visto reflejado en la poca información que hay con respecto a las pesquisas en torno a los asesinatos de otros alcaldes, como es el caso del de Tepexco, Antolín Vidal, quien fue ultimado en enero pasado.

About The Author

Related posts